Algunas tapas tienentornillos alrededor de labrida. Algunastapas tienenpernos defijacióncentral.

Las juntas y retenes deberían ser reemplazados si se encuentran desgastados o pierden. También deberían ser cambiados cada vez que son retirados durante el mantenimiento del vehículo. Aunque el recambio es simple, es posible que necesite desmontar parte del motor para poder alcanzarlos. Compre los juegos de juntas en un distribuidor de marca autorizado.

Sustitución de la junta de la tapa del balancín

Levante la tapa. Es posible que necesite un golpe suave de costado para soltarse.

This video course is the best way to learn everything about cars.

Three hours of instruction available right now, and many more hours in production.

  • 4K HD with full subtitles
  • Complete disassembly of a sports car

Antes de retirar la tapa, recuerde tome nota de la posición de los caños y cables que la rodean, o se encuentran sujetos a ella, que deben ser removidos antes de poder soltarla.

Es posible que tenga que sacar el filtro de aire (Vea Cambio del filtro de aire), que también puede tener caños conectados.

La tapa se fija con tuercas o tornillos a la parte superior, o con tornillos alrededor del borde. Aflójelos y retirelos (sus arandelas también). Si hay varias arandelas de sellado de aceite debajo de cada fijación, recuerde su orden.

Cubra el engranaje de la válvula y raspe la junta vieja.

Levante la tapa con cuidado. Si se pega, golpéela suavemente de costado con un martillo blando de cuero o nylon, o con la palma de la mano.

Si es necesario haga palanca con un destornillador ancho, pero tenga cuidado de no doblar la brida o dañar el cabezal.

Retire la junta de la tapa de la brida o de la culata (recuerde cómo se encuentra colocada). Algunas juntas tienen lengüetas que se ajustan a los recortes en la brida; otras están pegadas a la brida con sellador; y ciertas juntas sólo caben en la ranura de la brida.

Cubra el engranaje de la válvula con un trapo limpio para evitar que entre mugre en las partes móviles del motor.

Utilice un pedazo de madera para raspar todas las marcas dejadas por la junta vieja en la culata y tapa. Si la remoción total resulta difícil, utilice un destornillador ancho. Tenga cuidado de no rayar los asientos.

Levante el trapo, asegurándose de que ningún residuo caiga en el engranaje de la válvula.

Coloque la nueva junta en la tapa o culata (en dónde sea que haya estado colocada la anterior).

Si está pegada a la tapa, ponga un poco de sellador de juntas a lo largo de la brida de la tapa y la junta superior. Déjelo secar por unos minutos.

Coloque la junta en la tapa, asegurándose de que todos los agujeros de los tornillos estén alineados. Si la junta tiene lengüetas, insértelas en sus recortes.

Algunas juntas tienen dos o tres piezas de cola de milano (macho/hembra) juntas. Asegúrese de que las piezas se unan correctamente.

Vuelva a colocar la tapa del balancín o leva, alineando sus orificios de fijación con los de la culata. Compruebe que el borde de la junta se alinee con toda la tapa de la brida y que no haya perdido la forma. Si es necesario ajústelo con pinzas o alicates de punta larga. Apriete los pernos de manera uniforme para comprimir la junta.

Vuelva a colocar todos los caños, cables y el filtro de aire. Arranque el motor y compruebe si hay fugas de aceite.

Sustitución de la junta de la bomba de combustible

Después de desconectar la batería, desenrosque las conexiones del caño de combustible.

Esto se aplica sólo a una bomba mecánica de combustible ubicada a un lado del motor.

Primero desconecte el terminal de tierra de la batería, así evitará un posible cortocircuito mientras los caños de combustible están desconectados.

Conecte el caño de combustible (un lápiz viejo puede servir).

Tenga dos tapones listos para ser colocados en los caños. Afloje las conexiones de los caños y conéctelos a la vez.

Retire las tuercas o tornillos de fijación de la bomba. Saque la bomba y la junta (o juntas) del motor.

Conecte el caño de combustible (un lápiz viejo puede servir).

Puede haber una junta espaciadora gruesa entre dos papeles finos. Controle que la junta no tenga grietas. Si necesita ser cambiada, asegúrese de que la nueva tenga el espesor adecuado, ya que ésta dirige el recorrido de la palanca de la bomba de combustible.

Retire todos los restos de la antigua junta de la bomba y el motor. Si es necesario utilice un raspador de pintura.

Ponga sellador de juntas en las caras de acoplamiento de la bomba y el motor. Vuelva a instalar la bomba y la junta (o juntas). Apriete las fijaciones.

Retire la bomba, sus juntas y espaciadores.

Asegúrese de que las conexiones de los caños de combustible estén limpias. Desconéctelas y vuelva a ponerlas en la bomba.

Vuelva a conectar la batería. Arranque el motor y revise que no haya ninguna pérdida de aceite o combustible.

Preparación para sustituir la junta del cárter

Levante el motor y coloque por debajo un separador de madera para proteger el cárter.

En la mayoría de los autos no es necesario quitar el motor para alcanzar el cárter. Sin embargo, a veces hay que levantarlo un poco y calzarlo en sus soportes para que el cárter se pueda mover del travesaño de la suspensión delantera.

Observe el extremo del cárter. Si no puede verlo con claridad tendrá que sacar el motor, consultar el manual de servicio del auto o con un distribuidor.

Apoyar el motor

Apoyar el motor

Coloque tacos de madera en los soportes del motor.

Levante la parte delantera del auto en rampas, aplique el freno de mano y bloquee las ruedas traseras. Limpie el área alrededor del cárter, embrague y caja de cambios. Drene el aceite del motor (Vea Cómo drenar el aceite del motor y retirar el filtro). Utilice un gato adecuado para levantar el motor.

Coloque un bloque de madera de por lo menos 15 cm (6 pulgadas) cuadrados y 2,5 cm (1 pulgada ) de espesor como espaciador entre el gato y el cárter para evitar daños.

Eleve el gato para sacar el peso del motor de sus soportes. Asegúrese de no forzar las mangueras del radiador u otras conexiones. En caso de duda, drene el radiador y desconecte las mangueras (Vea Cómo sacar el radiador del auto).

Tome nota de cómo se colocan las tuercas o pernos de montaje y luego sáquelos. Utilice unos tacos de madera como soportes para mantener el motor estable.

Levante despacio el motor unos 3,8 cms (11 pulgadas) e inserte los tacos entre las gomas de montaje y almohadillas.

Si esto no es posible, intente colocar el perno de sujeción inferior en el soporte de montaje superior para poder mantener el motor nivelado. De lo contrario la caja de cambios tendrá que ser levantada y puesta sobre un soporte.

Una vez que el motor esté bien sujeto, bájelo y saque el gato.

Sustitución de la junta del cárter

Saque la mayoría de las fijaciones y luego sostenga el cárter con la mano mientras quita el resto.

Afloje todas las tuercas o tornillos del cárter con una llave de carraca.

En algunos motores es necesario sacar la tapa de la carcasa del embrague para alcanzar las tuercas traseras.

Retire la mayoría de las fijaciones y luego sostenga el cárter con una mano para terminar de sacar las últimas.

Posiblemente necesite sacar la tapa para alcanzar las tuercas traseras del cárter.

Baje con cuidado el cárter.

Es posible que tenga que girar el cigüeñal para que sobresalga menos. Gire el perno de la polea frontal con una llave.

Con un raspador de pintura saque todos los restos de mugre y lo que haya quedado de la junta vieja en las bridas del motor y cárter.

Limpie los sedimentos del cárter con combustible y un cepillo duro. Séquelo con un trapo que no suelte pelusa.

El juego de juntas incluye retenes medios curvos que se ajustan al cigüeñal (no a la brida del cárter).

Las juntas del cárter suelen estar en varias piezas, a menudo con retenes curvos separados que se colocan por debajo de las principales carcasas de rulemanes (delanteras y traseras) del cigüeñal.

Coloque las piezas de la junta nueva en un periódico limpio y tome nota de cómo se colocan.

Cubra la brida del cárter con sellador para juntas y coloque las partes planas de la junta. Cerciórese de que estén bien puestas y unidas.

Cubra la brida con sellador de juntas y luego inserte con cuidado las partes planas de la junta.

Si hay retenes curvos, colóquelos en el motor. Ponga sellador en la ranura del retén, pegue el retén en su lugar y ponga una gota de sellador en cada extremo de dónde éste se une a la junta.

Vuelva a colocar el cárter, teniendo mucho cuidado de no alterar la junta. Sosténgalo con la mano y coloque dos pernos adelante y dos atrás para mantenerlo en su lugar mientras vuelve a montar el resto.

Apriete todas las fijaciones en secuencia con el par correcto (consulte el manual de servicio o con un distribuidor si no está seguro del par).

Ponga el gato y el espaciador de madera debajo del cárter. Eleve el motor lo suficiente como para soltar los soportes.

Pídale a alguien que lo ayude a mantener estable el motor. Retire los tacos de soporte, baje el motor y vuelva a conectar los soportes (flojos).

Vuelva a colocar el tapón de drenaje del cárter con fuerza y rellene el motor con el tipo y cantidad correcta de aceite.

Arranque el motor y compruebe si hay fugas de aceite alrededor de la brida del cárter. Detenga el motor y apriete los montajes.

Sustitución de la junta de la culata

Retire la culata (Vea Cómo sacar una culata) despegando con cuidado la junta vieja. Asegúrese de que no entre mugre o carbono en el motor.

Las superficies de contacto de la culata o bloque deben estar perfectamente limpias, planas y lisas.

Coloque trapos limpios en los orificios. Raspe el cemento de la vieja junta. Evite rayar las superficies mecanizadas del bloque y la culata.

Verifique la lisura con un borde recto colocado en diagonal. A continuación mida los espacios con un calibrador.

Coloque trapos limpios en los conductos de agua y aceite, en los orificios de los cilindros y agujeros de los pernos para atrapar la mugre.

Use un raspador de pintura plano o el lado liso de una hoja de sierra vieja para remover de ambas superficies los rastros de carbono y de la junta vieja.

Tenga mucho cuidado con una culata o bloque de aleación ligero. Es muy importante evitar rayar la superficie mecanizada.

Saque los trapos evitando que ingrese mugre en el motor, orificios o conductos.

Verifique que las caras de la culata y el bloque estén lisas. Las culatas de aleación se pueden deformar y provocar pérdidas.

Es poco probable que el bloque se deforme, excepto después de un gran sobrecalentamiento. Contrólelo con una regla de metal.

Coloque la regla en el borde diagonal a través de la culata y el bloque. Busque brechas que permitan el paso de luz en cualquier lugar entre la regla y el bloque.

Repita el proceso con la regla colocada en diagonal entre las otras dos esquinas.

Si encuentra un hueco mídalo deslizando un calibrador por debajo de la regla.

Si la brecha tiene más de 0,05 mm (0,002 pulgadas) en cualquier punto, pídale a un especialista que revise la culata o el bloque.

Limpie la culata y bloque con un trapo humedecido en combustible.

Asegúrese de que la junta nueva esté limpia. Vea de que forma se coloca. La parte superior suele estar marcadada como: "top", "haut" u "oben".

Coloque la junta en el bloque y asegúrese de que todos los agujeros estén perfectamente alineados antes de volver a instalar la culata (Vea Cómo sacar una culata).

Sustitución de la junta de la tapa lateral del cárter

La tapa lateral puede estar agarrada por uno o varios pernos. Sáquelos y levántela con cuidado.

En algunos motores es necesario retirar uno o ambos colectores (Vea Cambio de la junta del colector de escape) para llegar a la tapa lateral del cárter.

La tapa lateral puede estar sujeta alrededor de la brida por uno o varios pernos centrales, o tornillos. Saque los pernos o tornillos.

Suelte la tapa haciendo palanca con cuidado alrededor del borde con un destornillador. Tenga cuidado de no doblar la brida.

Utilice un destornillador viejo o un raspador para quitar todos los restos de la vieja junta de las bridas de la tapa y el motor.

Pase un poco de sellador de juntas alrededor de la brida de la tapa y luego coloque la junta nueva. Asegúrese de que esté chata y recta.

Aplique sellador de juntas en la brida del motor y vuelva a colocar la tapa. Apriete las fijaciones, pero no en exceso.

Si se han removido los colectores, vuelva a colocarlos con juntas nuevas (Vea Cambio de la junta del colector de escape).

Arranque el motor y compruebe si hay fugas de aceite.

Sustitución del retén de aceite delantero del cigüeñal

Tranque la corona dentada del volante para evitar que gire el motor mientras saca el perno de la polea del cigüeñal.

En la mayoría de los autos es necesario sacar varias partes para llegar al retén.

Afloje el alternador (o el ajuste del dínamo) y los pernos de giro, empuje la unidad hacia dentro y suelte la correa de transmisión. Retire completamente la correa.

Remueva el radiador (Vea Cómo sacar el radiador del auto) si es necesario para poder extraer la polea del cigüeñal.

Si el auto tiene una caja de cambios manual, seleccione primera o marcha atrás y ponga el freno de mano. De lo contrario, desconecte la batería y quite el motor de arranque.

Tranque la corona dentada del volante para evitar que gire el motor mientras saca el perno de la polea del cigüeñal.

Inserte una palanca de neumáticos o destornillador grande en la abertura del arranque para que se tranque en los dientes de la corona del volante.

Saque hacia la izquierda (con una barra) el perno de la polea. Comience a girarlo con un fuerte golpe en la barra.

En los motores que giran en sentido antihorario (visto de frente) el perno de la polea se desenrosca en sentido horario.

Es posible que necesite un extractor universal para sacar la polea.

La polea se puede deslizar fácilmente; si no lo hace, utilice un extractor universal.

La polea se mantiene girando en el cigüeñal por una llave. Esta se encuentra colocada en las ranuras del cigüeñal y la polea.

Saque la llave y guárdela hasta que esté pronto para volver a colocar la polea.

Saque el retén viejo con un destornillador. Tenga cuidado de no marcar la carcasa.

Limpie el área alrededor del retén de aceite y verifique cómo éste se encuentra colocado. Si no puede ver el extremo exterior del retén, retire la tapa de la correa de distribución o la tapa de la cadena (no la correa o cadena en sí mismo) y si es necesario también la bomba de agua (Vea Sustitución de la bomba de agua). En un motor con un árbol de levas accionado por correa, quite la correa y el piñón de arrastre.

Saque el retén con un destornillador. Realícelo con cuidado para evitar marcar la carcasa del retén.

Limpie toda la mugre y aceite de la carcasa. Coloque en posición el retén nuevo con su lado abierto (resorte) hacia el motor.

Golpee el retén nuevo con un bloque de madera. Manténgalo completamente derecho.

Coloque un bloque de madera o un pedazo de caño grande contra el retén. Golpéelo suavemente para colocarlo en la carcasa. Vuelva a insertar la tapa de distribución (si fue removida).

Limpie a fondo el manguito en la parte posterior de la polea y verifique que no hayan asperezas donde éste hace contacto con el retén. Si es necesario alíselo con un papel abrasivo húmedo y seco.

Pásele aceite limpio al manguito de la polea y al retén. Vuelva a colocar la polea con la llave y la ranura alineadas. Apriete el perno con el par correcto (en caso de dudas consulte con un distribuidor o en el manual de servicio del auto).

Vuelva a colocar todos los componentes en el orden inverso al de desmontaje.

Sustitución de la junta o retén de aceite del distribuidor

Marque la posición dela pipa del rotor en lacarcasa deldistribuidor. Desmonte eldistribuidor. Este tipotiene una base chata,una brida y perno deajuste. Un distribuidor de baseplana tiene una junta depapel. Los que tienenuna placa de sujecióncuentan con un anillo degoma.

Retire la tapa del distribuidor. Antes de sacar el distribuidor (Vea Remoción y recolocación del distribuidor) marque la posición de la pipa del rotor para que pueda volver a montarla tal y cómo estaba.

Para poder realizarlo gire el motor, poniendo una llave en el perno de la polea del cigüeñal, hasta que la pipa del rotor apunte al tapón de contacto del cilindro de distribución (por lo general es el Nº1, aunque es mejor que lo compruebe con el manual de servicio del auto) y las marcas de distribución en o detrás de la polea indiquen exactamente el punto muerto superior.

Marque la posición de la pipa del rotor realizando una leve línea en la carcasa del distribuidor. Desconecte el cable de baja tensión de la carcasa del distribuidor.

Afloje el perno de sujeción en la base del distribuidor y saque con cuidado el distribuidor.

Si el engranaje de propulsión tiene dientes sesgados, posiblemente estos harán que la pipa del rotor gire. Si es así, marque su nueva posición para facilitar la reinstalación.

Algunos distribuidores pueden quitarse sin separar los engranajes, por lo tanto la pipa no girará.

Puede haber un retén de aceite de goma alrededor de la base del distribuidor o una junta de papel debajo de la placa del gancho de seguridad. Retire cualquiera de estos retenes, limpie la mugre y el aceite, y coloque uno nuevo.

Vuelva a colocar el distribuidor, asegurándose de que la pipa del rotor esté exactamente en línea con la primera marca. Si no lo está, saque el distribuidor y vuelva a intentarlo.

Apriete el perno de seguridad. Vuelva a colocar el cable de baja tensión y la tapa del distribuidor, encienda el motor y revise la sincronización (Vea Ajuste de la sincronización estática).

We also have this article in Inglés